Juan Navarro Baldeweg y el Palacio de Congresos de Salamanca

Cada vez que se celebra un congreso en el Palacio de Congresos de Salamanca es una oportunidad única para generar estrategias de networking en los eventos.

Tabla de contenidos

El edificio que alberga hoy el Palacio de Congresos y Exposiciones de Castilla y León en Salamanca, fue obra del conocido arquitecto Juan Navarro Baldeweg. Levantado en la Cuesta de Oviedo entre 1988 y 1992, es símbolo de la arquitectura postmoderna de final del siglo XX en la que los arquitectos se revelan contra el pasado y proponen nuevas alternativas estéticas.

Desde sus orígenes, el Palacio de Congresos de Salamanca se ha concebido como un espacio abierto en el que tienen cabida todo tipo de manifestaciones culturales, sociales, científicas y comerciales.

La arquitectura de Juan Navarro Baldeweg

Juan Navarro Baldeweg arquitecto del Palacio de Congresos de Salamanca

Juan Navarro Baldeweg, arquitecto, pintor y escultor  nacido en el año 1939 en la ciudad de Santander. Su formación, siempre arraiga a las artes, le llevó a graduarse en la Escuela Técnica Superior de Arquitectura de la Universidad Politécnica de Madrid donde se doctoró en 1969 y fue nombrado catedrático del Departamento de Proyectos Arquitectónicos.

Su interés por la educación y la investigación le ha llevado a ser profesor en Filadelfia, Yale, Princenton, Hardvard y Barcelona, en cuyas aulas ha mostrado su visión conceptual de la arquitectura frente a las visiones formalistas o tectónicas de otros reputados catedráticos.

Su formación profesional ha estado ligada a la de otros grandes reputados arquitectos como Alejandro de la Sota, con quien comenzó a trabajar, y Gyorgy Kepes, a quien tuvo de profesor en Massachusetss.

Formalmente hablando, sus trabajos arquitectónicos se han relacionado con los de Álvaro Siza Vieira y Rafael Moneo.

La arquitectura de Juan Navarro Baldeweg se puede definir como una síntesis de diversas influencias que cran un lenguaje totalmente personal. En sus obras se aprecia un gusto por la modernidad y la monumentalidad, transformaciones en los muros, aberturas en pilares, círculos y pérgolas.

En los exteriores, Juan Navarro Baldeweg realiza cajas neutras pero repletas de detalles elegantes.

Entre las obras más destacadas de Juan Navarro Baldeweg destacan los Molinos del Río Segura (Murcia, 1984-1988), Palacio de congresos y Exposiciones (Salamanca, 1985-1992), la Sede de Consejerías para la Junta de Extremadura (Mérida, 1992-1995), el Museo de las Cuevas de Altamira (Santillana del Mar, 1995-2000), la Nueva Biblioteca Hertziana (Roma, 1998-2013) o Kunsthal Kade, Amersfoort (2003-2009).

La amplia trayectoria del arquitecto y pintor, le ha llevado a ser reconocido con la Medalla de Oro al Mérito en las Bellas Artes, otorgado en 1990, y el Premio Nacionalde Artes Plásticas y de Arquitectura, en 2014.

El Palacio de Congresos de Salamanca

En el exterior de las obras de Juan Navarro Baldewag, como la del Palacio de Congresos de Salamanca, vemos arquitecturas sólidas, a modo de contenedor, que revestidas de piedra clara armonizan con el entorno.

El Palacio de Congresos se configura como un gran cuerpo macizo como si se tratara de una caja dentro de otra caja abierta por grandes arcos rebajados y, un segundo cuerpo aéreo formado por un perímetro de columnas que soportan una cubierta plata y un recinto al aire libre.

La cúpula de la Sala Mayor del Palacio de Congresos de Salamanca

Sin lugar a dudas, es una de las obras más características de Juan Navarro Baldeweg la cual se resume como una síntesis entre el pasado y la modernidad dado a su estilo rebajado y flotante. En esta cúpula se aprecian influencias bizantinas, árabes y romanas que nos hablan de la influencia antigua y que se mezclan con los nuevos materiales como el hormigón (la modernidad).

La cúpula es, sin lugar a dudas, el elemento más emblemático y estudiado del conjunto que forma el Palacio de Congresos de Salamanca. Remata el gran auditorio o Sala Mayor y se forma de la siguiente manera: vemos una porción de esfera perforada por un gran óculo, separada de las paredes por hendiduras que dejan entrar, al igual que el óculo, la luz en la gran sala. La sensación es de total ingravidez, de ahí su grandeza.

La cúpula central cubre un espacio de 1200 metros cuadrados y, su óculo, pose un diámetro de 9 metros, una obra de ingeniería de tal magnitud que hace que sea estudiada por numerosos arquitectos. ¿Quieres ver alguna imagen más de la construcción de nuestro Palacio de Congresos? El grupo TYPSA de ingeniería posee un archivo audiovisual de la construcción del Palacio de Congresos de Salamanca digno de ver para todos los curiosos.

No dejes de visitar la joya arquitectónica que tenemos en Salamanca de manos del arquitecto Juan Navarro Baldeweg y pon tu evento en las mejores manos. ¡Contacta con nosotros para recibir información sin compromiso!

Comparte este blog:

Entradas relacionadas

Descubre muchas más cosas sobre El Palacio de Congresos de Salamanca y nuestra ciudad.

Menu

Contacto

Menu

Contacto